Optimismo e Ilusión

Hace tiempo un compañero de trabajo, Juanse, me recomendó un vídeo de una persona que comentaba algunos conceptos algo alocados sobre la vida. En un mensaje de un compañero de la UNED esta semana he recibido un enlace al mismo vídeo por lo que aunque al principio me echó para atrás hay comentarios muy buenos en el vídeo que merece la pena ver.

Lo mejor del vídeo, es la frescura del conferenciante, transmite con entusiasmo y extensión, unas ideas que algunos dan por sentadas (en su forma contraria por educación) y obliga a pensar y cuestionarse las bases sobre las que hemos aprendido todo lo que sabemos. Es decir, nos impacta pero positivamente.

De momento solo hay un concepto con en el que no estoy de acuerdo. Dice que pasados los 12 años no se aprende nada. Es totalmente ridículo. Si a partir de los 12 años no se aprendiese nada, ¿para qué vas a ir a la facultad? ¿para qué aprendes contabilidad, programación, aplicación de leyes? No. En ese punto estoy totalmente en desacuerdo por el sentido estricto y demostrable de que sí se puede aprender. El único problema es encontrar las dos únicas cosas que hacen falta: ganas y tiempo.

Sobre el aprendizaje dice cosas muy sabias como que el aprendizaje está en el limbo y no en el córtex cerebral y por eso no se aprende racionalmente sino sentimentalmente. Le doy parcialmente la razón. Para mi el aprendizaje se basa en relación. Un informático puede aprender fácilmente a usar una herramienta como un entorno IDE si ha usado otro anteriormente. Asocia en su cerebro el uso del anterior que usó y si son similares lo aprenderá en menos de una hora. Emilio sostiene que un niño de 10 años tiene mucha mayor capacidad para aprender que un adulto de 30 años. En este caso particular el niño puede encontrar mayor problemas al no tener los conocimientos básicos que le conduzcan a adquirir el conocimiento del manejo del IDE.

Por otro lado. Un adulto podría tardar aún más en aprender algo si choca o contradice otros conocimientos que ya posee. Mientras en este caso el niño al no tener esa dificultad aprendiendo desde cero podría vencer el obstáculo aprender mucho antes.

Bueno, dejo de dar la brasa y este es el vídeo. Espero que lo disfrutéis tanto como lo he disfrutado yo y saquéis vuestras propias conclusiones.

Nota: este artículo ha sido revisado y actualizado el 20 de marzo de 2018.