Los sectores del software

De siempre, se va viendo que las empresas de software se decantan por una forma de hacer las cosas, mientras que otras eligen otro camino distinto y, muy pocas, mezclan elementos de doctrinas tan establecidas y dogmáticas como son: el mundo del software libre, el mundo java o el mundo .net.

El mundo .NET

Como todo lo que tiene que ver con Microsoft, el mundo .NET se mueve, casi exclusivamente, con productos y herramientas desarrolladas por esta misma compañía. Funciona sobre Windows, con base de datos de Microsoft y se diseña con herramientas de Microsoft.

Lo bueno de Microsoft es que desarrollan los productos para un público general y sin conocimientos extensos. Los lenguajes suelen ser o muy fáciles (Visual Basic) o muy complejos (C++, C#), pero cumplen con todas las necesidades de los programadores a los que van dirigidas las herramientas. Así mismo, tienen un alto nivel de operatibilidad entre los diferentes productos, es decir, escribir código ASP con SQL Server es simple, gracias a ese nivel de compactación y simplificación.

Lo bueno de la simplificación lleva a lo malo de la complejidad también. Un programa que se hace de forma simple y fácil, siguiendo los pasos que Microsoft ha pensado para dar es simple, sencillo y rápido. Pero cuando la aplicación debe tener una forma específica o salirse un poco del camino típico, comienzan a surgir problemas solo saldables con código complejo.

Ximian, absorbida por Novell, ha realizado muchas aproximaciones a este mundo para portarlo al mundo del software libre a través de su escritorio Gnome y su proyecto Mono. No obstante, es un tema un poco espinoso, ya que quien usa software libre, por lo general, se aleja de las tecnologías propuestas por esta gran multinacional, por lo que, aunque es usada y tiene su cuota de mercado, Mono no llega a ser usado tanto como podría esperarse.

El mundo Java

El mundo de Java ha estado siempre en una lucha constante y abriéndose camino en el desarrollo de software, sin mucho éxito al principio, sobre todo en lo que respecta a las aplicaciones de escritorio. Esto fue debido a su naturaleza de pseudo-compilación y pseudo-interpretación, ya que es un lenguaje compilado e interpretado que se ejecuta sobre una máquina virtual, y las labores de interpretación de los bytecodes son algo costosos, en relación a código que se ejecuta de forma nativa.

No obstante, en la parte web, de interfaces, desde que comenzó, ha tenido una gran aceptación, puesto que permite el desarrollo de las aplicaciones en cualquier infraestructura (windows, linux, solaris, …) y se han desarrollado grandes herramientas para el desarrollo en este sentido.

Java siempre es el favorito y preferido de las consultoras (a menos en España), donde es empleado para el desarrollo de aplicaciones, tanto de escritorio como web en todos los sectores donde son contratados.

La mayoría de empresas que han tenido relación con Microsoft y han salido de malas con la grande, han terminado montándose al carro de Java y aportando a esta comunidad en modo de open source herramientas, conocimiento, etc. Además de Sun Microsystems (su fundadora), hay otras como IBM, RedHat, Oracle, etc. que se han sumado al carro de Java para el desarrollo y ampliación de esta comunidad.

Hay comunidades de software libre que se han sumado a la aportación de código para el mundo Java. Esto supongo que será erróneamente aportado como el voto útil, sin saber que en nada se beneficia al software libre en sí, sino solo al mundo Java que, aunque pueda parecer atractiva la idea de luchar contra el tirano, no es más que ayudar a una empresa a derrocar a otra. Esto puede ser muy discutible, sobre todo por los defensores de Java :-D

El mundo del software libre

Al margen de la guerra entre .Net y Java, surgen los entornos, sistemas y elementos de software libre. Pensar que todo el mundo tiene que ser Java o .Net es un craso error, ya que hay muchos elementos que se pueden combinar a gusto propio del desarrollador y emplearlos como mejor convenga para obtener los mejores resultados para una tarea concreta.

A este respecto, una de las comunidades con más auge es la de desarrolladores de PHP, por ejemplo, que es el lenguaje que más proyectos de software libre tiene desarrollados, y es el más usado para el desarrollo de sitios como Facebook, Menéame, WordPress, etc.

Otra de las comunidades más activa en los entornos web es la de Ruby, Ruby on Rails más específicamente, que tiene un entorno fácil y profesional para el desarrollo rápido de sitios web. También Python, con su framework Django. Ambos presentes en el mundo Java a través de JRuby y Jython, respectivamente.

Entornos también desarrollados en lenguajes más específicos como Perl, Erlang, Tcl, etc. hacen que se complete el abanico de posibilidades para el desarrollo de software a través de las soluciones que aporta el software libre.

La nota negativa, es que los elementos no son altamente cooperativos, es decir, aunque se basan en estándares, normas y todos son abiertos, hay que realizar desarrollos para poder tener funcionando cosas entre unos y otros, debido a que en el software libre, no todo está hecho o viene dado fácilmente. Pero la nota positiva sobre esto, es que la dificultad que eso entraña es mucho menor que la que entrañaría el desarrollar algo no hecho o no pensado para hacerse, en Java o .Net.

Conclusión

En principio, no te quedes solo con uno, esto no son tres equipos a los que haya que apoyar a muerte, estas son tres formas de ver la tecnología y puede convenir cualquiera de las tres según el contexto en el que haya que ponerse.

Por ejemplo, en una empresa que se haya invertido en infraestructura y software Microsoft, se tenga todo montado en SQL Server, con ASP e interfaces desarrolladas en Visual Basic, desarrollar cualquier nueva ampliación o una nueva herramienta, cabe pensar que será siempre más fácil si nos ceñimos a lo ya establecido que si comenzamos a cambiar lo que hay.

Igualmente, en otra empresa en la que se haya realizado una inversión para Java, incluso con servidores Solaris, y bases de datos Oracle, no conviene pensar en desarrollar nada con Visual Basic, ni PHP, sino pensar en agregar más aplicaciones de tipo J2EE, que será lo más fácil de implementar.

Por último, en una empresa pequeña, con aspiraciones a crecer, que tengan todo desarrollado en PHP y MySQL, se podría cambiar a un framework de desarrollo para PHP, así como agregar elementos más complejos en caso de ser necesarios (como memcached).

En definitiva, no intentar cambiar lo que ya hay si funciona. Otro caso es que no funcione o que haya que realizar adaptaciones y se pueda aprovechar para agregar elementos más generales o estándares.